Google+ Barcelona: Las crónicas de Thot: Restos de cabañas neolíticas en el Guinardó

sábado, 29 de marzo de 2014

Restos de cabañas neolíticas en el Guinardó

Vista del muro de la cabaña neolítica en el Guinardó
Vista de los restos neolíticos
Durante unas excavaciones arqueológicas de una necrópolis romana dirigidas por Josep Colominas i Roca entre los años 1929 y 1931, en los terrenos de lo que fue la masía Can Casanovas del barrio del Guinardó, se descubrieron los restos de unas cabañas neolíticas.

En 1959, Antonio Arribas Palau, arqueólogo y catedrático de prehistoria, dijo lo siguiente sobre el hallazgo:

La provincia de Barcelona documenta al menos dos poblados, cuya cronología queda por ahora en el aire. El de Can Casanoves, junto al Hospital de San Pablo, Barcelona 27, hubo de ser un poblado de cabanas en región llana; de las tres más claras se deduce una planta circular, de un diámetro de 1,80 metros, excavadas en las margas; el piso era de arcilla roja, endurecida por el fuego y mezclada con restos de carbón y detritus de cocina, señalándose algunos agujeros para postes alrededor del fondo. Este poblado debió estar rodeado por un recinto formado por un muro de piedras y barro, que se excavó en una longitud de veinte metros. 

Urbanismo peninsular durante el bronce primitivo (1959)

A pesar de que el yacimiento fue eliminado (como otros tantos) aún puede observarse los restos de uno de los muros en el lateral (lado montaña) de la Ronda Guinardó.


Detalle del muro de la cabaña neolítica en el Guinardó
Detalle del muro de la cabaña neolítica