Google+ Barcelona: Las crónicas de Thot: Los restos de la Editorial Sopena

sábado, 26 de noviembre de 2011

Los restos de la Editorial Sopena

Hoy hablo de recuerdos y de sincronicidades.

La historia de este post empezó antes de verano. Mi hijo tuvo que ir a jugar un partido de baloncesto en l'Escola IPSI, a cuyas instalaciones deportivas se accede desde la calle Provença a través de una especie de túnel. Al final llegas al patio interior de la manzana - típico de l'Eixample - reconvertido ahora en los Jardines Maria Mercè Marçal que incluye una área de ocio para los más pequeños.

Mientras esperaba el inicio del partido, mi vista se dirigió hacia una especie de mosaico en la pared trasera de la zona lúdica donde destacabn relieves de bustos de piedra, decoraciones y trozos de la fachada. Eran los restos del antiguo edificio de la Editorial Sopena. ¿Alguien se acuerda de los diccionarios Sopena cuando cursaba EGB? ;)

Hace pocas semanas tuvimos que volver para jugar otro partido, y aproveché para tomar unas cuantas instantáneas con mi cámara fotográfica. Después de ese día empecé mi labor de búsqueda información para saber si aún existe dicha editorial o no. Lo poco que he podido encontrar es la existencia de la razón social en la calle Còrsega, 60, una sencilla web en formato libro y una recopilación de fotografías.

La segunda parte de esta historia viene cuando, hace poco más de una semana, uno de los blogs a los que sigo asiduamente (Barcelofilia) publicó un post sobre la editorial. Lo curioso de todo es que ¡ayer mismo me di cuenta!

Llevo un mes en el que, por falta de tiempo, prácticamente ni publico en Las Crónicas de Thot ni sigo a otras bitacoras amigas. Algunos lo llaman casualidades, otros causalidades o sincronicidades. Pero ¿No resulta curioso que dos blogueros estemos pensando en publicar sobre un tema, aparentemente poco relevante, al mismo tiempo?

En fin, cosas de la vida.

PD - Perdimos en ambos partidos :(



Enlaces de interés:


5 comentarios :

  1. Qué curioso! me encantan estos descubrimientos! Muchas gracias por compartirlo.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Una preciosidad ¡¡¡¡ no los tenía vistos ¡¡¡

    ResponderEliminar
  3. Hola Bon Día XAVI, menudo hallazgo has encontrado muy bueno y curioso, pero como casi siempre una pena, que solo queden esos restos de esa Gran Editorial Sopena, tod@s nos acordamos por supuesto y lo que menos me imaginaba era, que solo quedaba eso...
    Muy buen post, como siempre y un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. ¡De nada, Neus! Encantado de compartir.

    Miquel y Trini: Me canta que de cuando en cuando os sorprenda. Escaparos un día para ver el mosaico.
    SMUAC!

    ResponderEliminar
  5. wowww!!! habrá que ir un día! cómo pueden haber cosas así en Barcelona???

    ResponderEliminar

Gracias por visitar Las crónicas de Thot. ¡Tus comentarios y sugerencias serán bienvenidos!